Somos (Bicentenario: 25 de mayo 1810-2010)


Dicen que cumplimos 200 años, y no es del todo cierto.
Dicen que hemos venido de los barcos, pero ya estábamos siglos antes aquí.

-en muchos rostros, en pieles luminosamente oscuras y cabellos negros se asoma una estirpe original y terraria que ha sido cruelmente castigada, pero que nunca se ha rendido-

Nos dijeron tantas veces que hay que mirar con devoción y respeto a hombres de bronce, altos próceres encaramados en pedestales erigidos con ladrillos de ideologías e ilusiones...
Sin embargo, sin mucho esfuerzo pero poniendo corazón y cuero, uno vá descubriendo promujeres y prohombres, cimientos de esta casa que por ser tales, están ocultos y anónimos bajo la superficie y aún así, sostienen todo lo visible, toda la arquitectura de esta Casa común que somos.

-porque aunque nos duela y nos encienda de rabia, en esta historia común que nos constituye también hemos sido apóstoles del egoísmo y la mezquindad, pródigos apologistas del capital y el mercado, cultores del genocidio en nombre de un cristo inventado, hábiles despreciadores del distinto y del ajeno, artistas implacables de la soberbia, poetas pedantes, gestores de miserias, hambreadores de niños, negadores de abuelos y almácigo pertinaz de tantos dolores-

Sólo cuando miramos y vemos la totalidad de la historia que fuimos -con luces y sombras, con miserias y tesoros, con cruz y resurrección- lograremos quizás descubrir lo que somos y porqué somos, y es tarea inevitable para parir lo que podamos ser.

Por eso, siendo descaradamente parcial y subjetivo -cosa de amores- vuelvo a los cimientos.
La Casa se sostiene por la solidez de sus cimientos y no tanto por la belleza visible de sus paredes y el confort de sus habitaciones.

Y nuestros cimientos son amplios, resistentes y firmes, y los han nutrido paso a paso muchos que no han buscado famas ni honras. Se trata de amar la vida, se trata del silencio y si bien anónimos, cada uno de ellos tienen nombre y apellido, rostro y voz aún cuando se los ha querido acallar con sesudas y falaces justificaciones.

Patria de todos, Matria de claro rostro joven.

No ha de ser sólo un día; siempre ha de ser tiempo de andar renaciendo y agradeciendo.
Sabemos que la fiesta no es completa: tenemos un dolor al sur.

Aún así, a pesar de todo y con todo, somos una esperanza que camina.

Desde el dolor y el sacrificio, desde este orgullo que desecha la declamación y quiere, en silencio, proclamar que es tiempo de amores, y porque sólo se es paisano cuando se lleva el país adentro, con María de Luján digamos:

Muy Feliz Día para todos y especialmente, para todos los hermanos de la Patria Grande, destino común de estos pueblos que laten al sur del Río Bravo.

Paz y Bien

Ricardo

4 comentarios:

♥Alicia dijo...

Muy Feliz Día para todos y especialmente, para todos los hermanos de la Patria Grande, destino común de estos pueblos que laten al sur del Río Bravo.

Ricardo;
Apostemos con Fé Y Esperanza a una Argentina mejor.
¡Feliz Día de la Patria!!
Un abrazo en Jesús y María.
Paz y Bien
♥Alicia

Edit Liliana Ciotti dijo...

Con un VIVA la PATRIA, te visito hoy, querido Hermano!!!
Son muchas las verdades que afloran de tu corazon...
Seamos mas humanos, mas humildes y valientes cada día, honrando de ese modo nuestra Patria.
Un abrazo.

Augusto dijo...

VIVA LA PATRIA, VIVA ESTE SUELO, VIVA LATINOAMÉRICA PLURAL QUE CON AVANCES Y RETROCESOS NO DEJA DE BUCAR CAMINOS DE LIBERACIÓN!!!

Todos mis deseos para este Bicentenario están perfectamente expresados en lo que escribiste, así que no agrego nada más.
Un abrazo bien grande Celeste, Blanco, y de muchos colores!!!

Augusto

rgr dijo...

Alicia, Edit y Augusto, queridos amigos y hermanos:
Habitualmente -aunque tardo bastante- trato de contestar cada comentario en forma individual, pero en este caso no.
Por ser día de celebración común, porque nos unen muchas cosas que comienzan en Jesús, pasan por los afectos, esta Casa Común y tantas cosas más, un agraecimiento enorme a los tres por su calidez y su presencia fraterna constante.
Feliz día de la Patria para ustedes y los suyos, para todo nuestro pueblos y para todos los pueblos de la Patria Grande.
Un abrazo grande
Paz y Bien
Ricardo

Publicar un comentario

ir arriba