María de Guadalupe








Nuestra Señora de Guadalupe, Patrona de América

Para el día de hoy (12/12/16):  

Evangelio según San Lucas 1, 39-48



Aconteció una mañana hace más de cuatro siglos. En estas tierras, periféricas de un enorme imperio, recibíamos la visita de la Madre de Dios con temor y temblor, con ternura entrañable. 

Visita incómoda, visita de una Buena Noticia asombrosa. No hay palacios ni notables: allí está Juan Diego, al que casi nadie vé.

Pero el Dios de María de Nazareth -Abbá de Cristo- se inclina con alegre parcialidad a favor de los pobres y los pequeños, el Dios que derriba a los poderosos de sus tronos, que dispersa a los soberbios, que exalta a los humildes, el Dios magnífico que inspira su existencia y se hace canción de liberación.

Día de gozo, para que el corazón salte y baile. Día de oración y memoria, que no estamos solos.

Día de preguntarnos como aquella mañana y junto a Isabel, ¿quienes somos para que la Madre del Señor venga a visitarnos?
La más feliz tiene una felicidad que comparte y contagia. Visita santa de la que se ha quedado entre nosotros. Y donde está la Madre, está el Hijo.

Huey Tonantzin!
Salve Madre de Dios!

Dios guarde a México, a Latinoamérica, a toda la Iglesia, a todos los pueblos.

Paz y Bien

2 comentarios:

Maria dijo...

Muy bella tu catequesis, como siempre!

Gracias.

¡Que viva mi MORENITA!

Ricardo Guillermo Rosano dijo...

Que viva la Virgen, María! Que la Madre ha venido y se ha quedado. Que entre sus manos orantes estamos todos nosotros.

Paz y Bien

Publicar un comentario

ir arriba